lunes, 12 de octubre de 2009

GUARDIA CIVIL, CON ELLOS


GUARDIA CIVIL, CON ELLOS

Siempre estuve con ellos, no recuerdo otra cosa, pero fue a partir del 11 de diciembre de 1987, cuando mi devoción a la Guardia Civil se hizo firme e inseparable de mi forma de vida.


Me encontraba en Zaragoza con mi marido cuando sucedió aquel terrorífico atentado contra la Casa Cuartel de la Guardia Civil. Toda Zaragoza estaba conmocionada y ante el edificio de la Delegación del Gobierno, donde se iba a celebrar la capilla ardiente de las víctimas, se congregó la ciudad, yo diría que al pleno. Del cielo aragonés caía la lluvia a mares y nadie se movía. Mi marido pidió que le dejaran portar alguno de los féretros de los once asesinados por ETA. Y portó uno de los cinco ataúdes blancos, cinco niños murieron entre los escombros de su hogar mientras dormían. Y el alma se te helaba al contemplarlos. Tengo aquellas escenas, a pesar de los años transcurridos, grabadas tan adentro y de tal manera que al volver a traerlas al recuerdo aún siguen hiriendo.


Cuando comenzaron a llegar las autoridades los allí congregados nos abalanzamos sobre ellos con los paraguas enhiesta. Avalancha que fue contenida por los guardaespaldas. En la capilla ardiente rezamos por los asesinados en aquella masacre, conscientes de que ya estarían disfrutando del país de la Vida, y por sus familiares a los que no te atrevías a mirar a la cara, como si cada uno de nosotros hubiera tenido culpa de aquel desgarro. Nuestro paso por los féretros fue muy breve, ya que la fila de personas que deseaba mostrar su condolencia era interminable. Yo no quería irme de allí y nos quedamos fuera, en un largo pasillo, lleno también de los que de alguna manera queríamos vivir de cerca tanto dolor. Continuamos rezando en aquella antesala de la muerte.
Cuando hubo desaparecido el último periodista, hizo acto de presencia Narcis Serra, Ministro de Defensa de nefasto recuerdo, cubierto por todos los flancos por un escudo humano de guardaespaldas. Entró a dar su pésame a los familiares. Al verle salir, de un impulso me acerqué a él y le grité: “España se muere en tus manos”. Con los ojos desorbitados y el dedo alzado me chilló:
“En la Capilla ardiente no le consiento…”, no le dejé terminar y respondí:”No estoy en la capilla ardiente”. Parecía que todo terminaba allí, pero, cuando hubo desaparecido, me envío a un guardia civil para que le acompañase a la comisaría. Mi marido palideció, pero a mi no me importaba nada. Bajamos con él, mientras Julio intentaba por todos los medios convencerle de que no me arrestase. El pobre hombre decía: “Si no la va a pasar nada, sólo tomarla declaración”, Ya me iban a introducir en el coche cuando Julio, no sé lo que le diría, consiguió que me dejase en libertad. El Guardia Civil dijo “Bueno, váyase y desaparezca de aquí corriendo, no se la ocurra volver”.


En aquel terrorífico atentado, murió el hermano de José Francisco Alcaraz y sus dos sobrinas gemelas de tres años, Mirian y Esther. Como el mismo Alcaraz dice en su libro: “…eran años de plomo donde las víctimas resultaban molestas y los muertos había que sacarlos por la puerta de atrás de las Iglesias”. En esto algo se ha cambiado, pero demasiadas contemplaciones se han tenido y se tienen con ETA. Precisamente ahora acabamos de conocer que, hasta desde la policía, se permiten poner sobre aviso a los terroristas para evitar su apresamiento. ¡Demasiados culpables a la sombra del Gobierno!

Esta es mi modesta y dolorosa aportación al homenaje que se ha querido hacer a la Guardia Civil, desde este medio de Internet, EN LA FIESTA DE SU PATRONA, lA VIRGEN DEL PILAR
Mi adhesión a estos hombres y mujeres de España, tantas veces denostados e incomprendidos, que empeñan sus vidas en un servicio exhaustivo, sin escatimar riesgos, a todos y cada uno de los que habitamos esta Patria tan dolorida y sacudida por la horda terrorista. Y por un gobierno que siempre anda mirando para otro lado.


Mi admiración, cariño y respeto constantes a este glorioso Cuerpo, cuyo lema es:


EL HONOR ES MI DIVISA

16 comentarios:

Raquel YG-I dijo...

Querida madre. Me ha emocionado muchísimo tu dedicatoria a la Guardia Civil así que, la copio tal cual y me la llevo a "De la Existencia Humana". Besiño!

Terly dijo...

Magnífico homenaje el tuyo, Militos, y espeluznante testimonio el que nos relatas del atentado del cuartel de la Guardia Civil de Zaragoza así como todo cuanto aconteció en torno a los funerales de los vilmente asesinado, tanto mayores como niños y no hablo de inocentes niños porque tanto los unos como los otros son víctimas inocentes.
Un beso, amiga mía.

Alter ego dijo...

Querida amiga Militos,tu siempre das en la diana.
Estoy invitado a asisitir en la misa que hace la G C de Premiá de Mar es la tercera vez que asisto.Saludos.

Aguijón dijo...

Muy bonito homenaje y durísimo, a la par que próximo relato.
Un beso afectuoso,

D45 dijo...

Me uno también al homenaje.

Saludos.

AleMamá dijo...

Hermoso homenaje.
Felicitaciones por el Día de la Raza que también celebramos en Chile, pero por sobre todo por ser la fiesta de la Virgen del Pilar. Que ella los proteja.

Urdanautorum dijo...

Hola Militos, acabo de hacer un comentario y he apretado una de las teclas que no debía porque ha desaparecido y no sé si se publicará o no. Además estaba incompleto y como ya me visita de vez en cuando el "primo alemán" no recuerdo c omo acababa. En él te hablaba de Narcis Serra, y, la verdad, no merece perder nuestro tiempo con tales ejemplares.

Lo que sí tengo en mente es como debía finalizar: deseando la total mejoría de Julio.

Ahora entiendo mejor por qué usas como emblema en tu blog a Agustina de Aragón...

Afectuosamente.

Paqui dijo...

Precioso, además desgarrador el homenaje que has hecho a la Guardia Civil. Los politicos y autoridades solamente miran donde quieren mirar y cuando muere un Guardia Civil, policia, militar e incluso civiles, para ellos es uno más para añadir a la lista de muertos por estas alimañas.
Un besito y deseo la pronta mejoria de tu marido

Natalia Pastor dijo...

Mi apoyo incondicional para la Guardia Civil, y un fuerte abrazo,en especial para las familias de todos los asesinados y caidos en la lucha contra el terrorismo.
Gracias por velar por cada uno de nosotros.

ANAROSKI dijo...

Querida amiga, precioso homenaje a estos valientes, y siguiendo con el tema valientes, tienes un premio que espero que te guste en mi blog. Un fuerte abrazo.

Fran dijo...

Querida Militos, me ha encantado conocer esta muestra más de tu valentía, la nobleza que demostró Julio al portar un féretro y como actuó no consintiendo que te llevaran a declarar. Si todos los españoles fueran como vosotros otro gallo cantaría. Un beso a los dos y Espero que Julio esté mucho mejor.

Caballero ZP dijo...

Tremendo relato Militos, solo los que hemos vivido de cerca situaciones parecidas, tenemos la capacidad de intentar ponernos en lo que sufrieron y sufrirán toda su vida.
Un abrazo

Angel dijo...

Jolin Militos, yo hubiese sido incapaz de una actuación así. Me doy cuenta de que todavía me falta mucho valor para muchas cosas. ¿Cómo va Julio? Hoy me ha preguntado mi esposa y le he dicho te lo preguntaría. Todavía sigue puesto en la lista de nuestras intenciones que tenemos en la puerta de la nevera. Un abrazo

Rictus Morte dijo...

Te he contestado en mi blog a tu cariñoso comentario. ¿De verdad le dijiste eso a Serra? Fue magnífico. En la próxima revisión del diccionario de la RAE, en vez de tantas tonterías que están incluyendo ahora deberían hacer una entrada nueva:

"Militos: 1.Mujer valiente, que no se amedranta. 2.Persona que sabe decir la verdad en el momento justo. 3.Véase también Agustina de Aragón."

Un beso

eligelavida dijo...

Impresionante relato. Militos, quisiera unirme a tu homenaje, publicando tu entrada en mi blog. Un abrazo.

amor y libertad dijo...

muy fuerte lo de tu enfrentamiento con serra, cómo quisiera que nos entendiéramos mejor en ese campo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...