martes, 14 de marzo de 2017

MARTES CON ARCENDO, UN POST GENIAL


sábado, 9 de octubre de 2010

REZALO, DIFUNDELO... ¡PASALO!

.
Hace poco hemos celebrado la Virgen del Rosario, dentro de unos poquitos días será la Virgen del Pilar, y hoy… ¡es sábado!
Aunque llueva será un precioso sábado, un día glorioso… Es una vez más el –día de la Madre- y es que Octubre con todos sus ocres otoñales es un mes dorado, es el mes del Rosario.
De esta preciosa oración se ha dicho mucho, se ha escrito todo; sería muy pretencioso decir algo más de ella, yo lo más que puedo aportar son mis experiencias.
.
En mi familia fue, casi siempre práctica corriente entre las mujeres, que afortunadamente muchas, todavía conservan. Pero la culpa de esa buena devoción, la tuvo mi abuelo, un personaje entrañable, cultísimo y gran rezador. Casi como Bruce, mi abuelo era de misa y rosario diarios. Así que se puede decir... que yo viví el rosario, desde niño.
Luego, ya de adolescente, la idea, hasta que me tope con toda la juventud pujante y alegre de la Obra, era que era una oración de viejas aburridas…
Después, ya tras sonoros batacazos muy merecidos, empecé a madurar si quiera un poquito...; y esta oración por fín, "se coló" poco a poco en mi vida. Creo, además que fue la puerta de otras muchas cosas buenas, primero de buenos deseos, después paulatinamente, de buenos propósitos y consecuentemente, alguna vez llegando a transformarse en buenas obras. Por eso, yo le tengo gran cariño al Rosario, porque sé de su eficacia.
.
Tengo que decir, en honor a la verdad, que yo no he tenido grandes anécdotas con el Rosario, ni naturales, ni sobrenaturales; pero sí, siento que necesito rezarlo.
No es que con el, mi vida tenga menos problemas, pero os puedo asegurar que noto cómo esa oración va calando en mi corazón y en mi cabeza. A veces lo rezo deprisa, otras me distraigo pero no quiero dejar de rezarlo.
No sé si las cosas irán mejor, pero al menos lo que venga, quiero vivirlo de la mano de la Virgen, porque realmente cuando lo rezo me siento con una fuerza especial.
.Aparte de alguna intención puntual, lo suelo ofrecer primero, por mí mismo y por mi familia, también por las almas del purgatorio, sigo por quienes me han hecho daño y por los que yo he podido lastimar, y también por todos mis amigos.
En este grupo, queridos y queridas, estáis todos vosotros, y en especial aquellos que, gracias a
ANGELO y a sus inspiraciones, también rezan y ofrecen, por mí, su Rosario.
.
Finalmente, mi consejo, no puede ser otro y además se repite, se repite y se hace grito:
¡Reza el rosario, reza el rosario! ¡Vive el Rosario! ¡PASALO!.
 
.






Estos otros videos también están muy bien:

4 comentarios:

Militos dijo...



Rosa no se que pasa con este ordenador, ahora me sale el post en estrechito y como no logro arreglarlo lo publico así.
No sé si los demás lo verán bien.

Por cierto que ya sé que tú descubriste este post antes de Que el capitán muriera porque he visto que le dejaste un comentario, jajaja..., pero he querido publicarlo porque me parece muy aleccionador.

Besiños, guapa

Rosa dijo...

No sé qué puede pasar, pero se puede leer perfectamente.

Sí, lo recuerdo muy bien, cómo no.
Fui leyendo todas las entradas, aunque no siempre dejé comentarios.
Ëste, como todos los dedicados al Rosario, me impresionaban mucho, porque lo sentía igual, ya lo sabes bien.
No puedo estar más de acuerdo con todo lo que dice. También siento que necesito rezarlo.
Y sigo.
Es una oración maravillosa.

¡Besiños de martes, mi querida amiga!

Maite Lorenzo dijo...

Se lee perfectamente, Militos.
Es una entrada preciosa.
La leí tras conocer a Rosa y recomendarme el blog de Hoja.
Mi hija nació el 7 de octubre, el día de la Virgen del Rosario.
Un beso muy fuerte y otro para Rosa.
¡Feliz jueves!

Rosa dijo...

Muchos besiños en el día de san José.
Cuántos recuerdos, Militos.
Siguen vivos.

Y un beso para Maite.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...