domingo, 11 de mayo de 2008

REQUIEM


Hispanicus, (yo creo que mi primer amigo) ha decidido cerrar La Catapulta. Y yo no quiero resignarme pero me va a dar igual porque Hispanicus es de las pocas personas en las que , hoy en día, su sí es sí y su no es no. Ultimamente tuve un enfrentamiento con él pero como los dos teníamos razón acabamos en la paz del Señor.

Le vamos a echar mucho de menos, yo en especial, porque sinceramente creo que no hay otro referente como él en este mundo virtual que hemos hecho tan nuestro como el real. Desde el primer momento sentí una gran admiración por su blog, más que nada por esa sinceridad salvaje que le caracteriza y de la que los demás debíamos aprender.
Todos tenemos nuestros principios e intentamos ser coherentes con ellos pero la realidad es que callamos algunas cosas bien por no molestar o porque no nos molesten. Mi amigo Hispanicus no es así. Un día le dije que su catapulta respondía plenamente a una frase de San Pablo:"Creí y por eso hablé". Hoy me reafirmo en ella y por eso sé que le necesitamos. Da la casualidad que en esta democracia no se puede hablar con libertad porque los que se dicen más demócratas no toleran que los demás tengan sus razones para pensar, hablar o votar en otra línea que no sea la suya. Por eso a Hispanicus se le ha tachado de extremista, cuando lo que ha sido y tengo la seguridad que seguirá siendo toda su vida el hombre más coherente con su religión y con su idea de España que he conocido. A mí, que ya tengo unos cuantos años, me admira, alegra y reconforta comprobar la existencia de esos parámetros en personas de su juventud.

Mi creencia en él es absoluta. Sé que vaya donde vaya, haga lo que haga siempre será fiel a Dios, España y a su familia. Le deseo con estas torpes palabras, (siempre me ocurre lo mismo, cuanto más quiero y admiro a una persona menos sé expresar mis verdaderos sentimientos), todos los bienes y felicidad posible para él y su familia, con esos dos pequeños españoles a los que ya está enseñando a amar a España y por encima de ella a Dios nuestro Señor.

Adiós Hispanicus, sabes que te he pedido que descanses de nosotros el tiempo que quieras y luego vuelvas. Estaremos esperándote. Y por encima de lo que decidas me gustaría poder seguir sintiéndome siempre tu amiga.

9 comentarios:

Hispanicus dijo...

Sin palabras. Me he emocionado mucho con tus palabras. Yo se que soy muy vehemente, directo, salvaje, como tu bien me has definido y la cita de San Pablo que me enseñaste la tengo siempre muy presente desde entonces.

Seguiré siendo así o no seré, agradezco mucho que hayas sabido entenderme aun en mis momentos más "salvajes", mi fondo es bueno, pero siento la necesidad de gritarlo, de gritar que soy cristiano que ama a Dios por encima de todos y de todo y que debo y quiero obedecerle, también soy patriota español, tanto como el que más al punto de entregar mi vida si fuera necesario.

Gracias Militos, guardaré tu comentario para cuando tenga momentos "flojos"y así poder releerlo para que me aníme, de momento no puedo seguir con el blog, estoy muy desilusionado, cansado, agotado... veo todos los dias que aun a pesar de mis esfuerzos la gente sigue a lo suyo, no entiende nada, no le preocupa más que tonterias y lo verdaderamente importante se olvida, así que uno llega a quemarse.

Necesito descando,me iré a las "montañas virtuales" cual Jeremiah Johnson y estaré alli bastante tiempo, no se si volveré, de todas formas ya sabes mi correo, para lo que quieras. (elhispanicus@gmail.com), os seguiré leyendo y comentando, eso seguro. Dale un abrazo de mi parte a Arcendo y dile que pensare en lo que me dijo sobre mi lema.


Un abrazo, que Dios os bendiga a ti y a tu familia.

Caballero ZP dijo...

Una pena que cierre gente de este nivel.
Saludos

H dijo...

Una pena. Una gran pérdida para la blogosfera. Lo añoraré muchísimo.

Chesk dijo...

La blogosfera es algo muy vivo, y las ganas, circunstancias personales y demás de las personas varían con el tiempo. Como debe ser.

Pero para los que nos quedamos aquí nos da mucha pena echar la vista atrás y ver los buenos amigos que han tenido que dejar este mundo.

A veces, es mejor abandonar el barco el primero que el último. Así no tienes que ver cómo los demás se marchan.

Un abrazo Militos y espero que Hispánicus reconsidere su postura.

Oscár dijo...

me gusta mucho este tu escrito Militos. Hay muchas cosas sinceras de por medio.

Militos dijo...

Oscar: yo me allegro de verte porque he vuelto a perder tu blog y no conseguía encontrarle. Ahora mmismo te meto en favoritos.
¿Cómo van tus niñas?
Saludos

Terly dijo...

Hola Militos:
Creo que he llegado tarde a este mundo de la blogosfera y presiento que por ello me he perdido algo bueno.
No tenía conocimiento de la existencia de Hispánicus y he venido a descubrirlo cuando nos deja. Espero que no sea una decisión irrevocable y que pronto podáis seguir leyéndole y yo leerle por primera vez.
Estos días que he estado fuera, sentía que me faltabais y os he echado de menos. Bueno, ya estoy aquí para seguir dando la lata.
Un abrazo.

Militos dijo...

Terly: eres muy bienvenido. Hispanicus era muy especial para mí porque le conocí nada más llegar yo a este mundo del que hablas y sintonizamos enseguida, a pesar de su juventud. Tengo esperanzas de que más adelante regrese porque tiene mucho que enseñar. Pero estoy realmente triste con su marcha. mmenos mal que contamos con nuevos brotes como el tuyo y ese mndo grandioso de la poesia que nos enseñas de tus padres.
Me alegro mucho de tu vuelta.
Un abrazo

ARCENDO dijo...

Te contesto, Sí... pero en mi blog:
http://arcendo.blogspot.com/2008/05/un-gran-tirn-de-orejas.html
Besiños cabreados.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...